sábado, 28 de noviembre de 2009

Zapatero y los derechos humanos

Zapatero se vende a sí mismo como el adalid de los derechos humanos. Derechos de las mujeres, no a la guerra, derechos de gays y lesbianas, derechos, derechos, derechos. Se le llena la boca con la palabra derechos. Legisla, absurdamente e innecesariamente en algún caso, para proteger los derechos. ¡Qué bonito es el amor cuando florecen los narcisos por la mañana!

La realidad es bien otra. Zapatero es una veleta. Responde al viento que sopla, pero jamás apuntaría al través del viento. ¿La prueba?

La prueba es una menuda mujer llamada Aminetu Haidar que se está consumiendo en el aeropuerto de Lanzarote en una huelga de hambre desde el día 14 de noviembre; estamos a 28 y contando.

Les cuento la historia. Aminetu Haidar es una activista pro-derechos humanos, de los de verdad, que lleva luchando por estos más de 20 años en un sitio complicado, en Sahara Occidental, hasta 1975 conocido como Sahara Español. Ha estado encarcelada. Ha sido torturada. Ha estado ya antes en huelga de hambre, de las de verdad, no de las de bocadillos de jamón de york cuando no miran. Y la mujer está bastante desecha por dentro. Pese a eso ahí la tienen peleandose por sus ideas. ¡Coño! Mujer y luchadora pro-derechos humanos. ¡Qué filón para Zapatero! ¿No? Pues no, claro que no. De todos es conocida la deficiente política de los sucesivos gobiernos de España al respecto de la dictadura marroquí. Sobre todo a los gobiernos de origen socialista se les llena la boca con declaraciones sobre el país hermano, sobre el amigo del Rey de España y otros dislates.

Cuando Chavez, por entonces Presidente de la Comunidad Autónoma de Andalucía, se le ocurrió sacar los pies del tiesto y dijo que aquello del otro lado del estrecho es una dictadura de la peor calaña, los de su partido le llamaron al orden y tuvo que hacer una declaración excusándose al respecto.

Pues bien, el día 13 de noviembre Aminetu Haidar volvía de recibir un premio desde Nueva York por su continuada defensa de los derechos humanos en el Sahara Occidental. Cuando aterrizó en El Aaiun con su pasaporte marroquí en regla al rellenar un formulario de entrada puso en nacionalidad la palabra saharaui. En ese momento los policías marroquíes la detuvieron, la retiraron el pasaporte y desapareció ese día.

Al día siguiente aparece en Canarias expulsada desde El Aaiun. ¿Por qué se la expulsa a España? Ella no dice ser española. Misterio misterio. Por lo que ella misma cuenta la policía marroquí la metió en un avión español y el piloto recibió una llamada indicándole que aunque la pasajera iba sin pasaporte la admitieran. El avión llegó a las Canarias. Al aterrizar, la policía española accedió al interior del avión y la indicó que podía acceder a España aunque no llevase pasaporte; Aminetu Haidar desembarcó. Ella que desde luego tonta no es se olió el pastel y dijo que no saldría de la zona internacional. Parece ser que hubo en ese momento algún forcejeo incluso por el que posteriormente habría denuncias cruzadas entre la activista y la policía. El caso es que cuando se tranquilizó el tema y con Aminetu Haidar aun en la parte internacional del aeropuerto, un mando de la policía le indicó que esa misma tarde volaría de vuelta a El Aaiun. Por eso ella accedió a salir temporalmente de la zona internacional, engañada, puesto que según salió el mismo mando le indicó que sin pasaporte no podría volver a entrar a la zona internacional para tomar el prometido avión a El Aaiun.

De las mismas ella se pone en huelga de hambre y salvo un traslado a los juzgados a declarar por los incidentes de su llegada, no se ha movido del aeropuerto.

En España muchos de los artistas que montaron y apoyaron la campaña del "No a la guerra" que ayudo a aupar a Zapatero a la Moncloa, montaron un concierto express en Rivas-Vaciamadrid con gran éxito mediático y de público. Y se erigen para desespero de ZP en los interlocutores de Aminetu Haidar con las entidades políticas y gubernamentales.

De las mismas Morativos va a Marruecos y se entrevista con su homólogo para tratar entre otros temas este. Resultado vuelve con la propuesta para Aminetu Haidar de que pida en el consulado marroquí de Canarias un nuevo pasaporte marroquí. Ella alega que ya tiene uno, retenido por la policía y en regla y que esto es simplemente una maniobra puesto que el acuerdo, tal y como comenta el propio Moratinos, indica que si Marruecos se niega a expedir el pasaporte nuevo, España la acogería como refugiada. Esto ella no lo quiere, ella quiere volver a su país para continuar la lucha.

Y así estamos a fecha de hoy. Los artistas la visitan en el aeropuerto de Lanzarote, donde ella se encuentra en huelga de hambre, y hacen de interlocutores con los políticos que ayudaron a poner en La Moncloa. Moratinos no ha tenido los arrestos de llamar a la activista saharaui, la vicepresidenta De La Vega diciendo que "sea razonable", y ZP más callado que una P.

Parece ser que los artistas han dado el teléfono de Moratinos a Aminetu Haidar y el de Aminetu Haidar a Moratinos y este último ha quedado que la llamaría hoy para comentar el tema. Absurdo puesto que la única forma de solucionar el problema es una presión del gobierno español al marroquí para que re-admita a Aminetu Haidar en El Aaiun con garantías de que no se la encarcelará y se la dejará en libertad. Y en esto hay varias imposibilidades.

La primera imposibilidad es que el gobierno de ZP, el del talante por detrás y por delante, tenga los redaños de exigir algo al gobierno de Marruecos. La segunda imposibilidad es que el gobierno de la dictadura marroquí admita en su territorio a una activista reconocida internacionalmente y premiada.

En definitiva, Aminetu Haidar probablemente termine muerta en el aeropuerto puesto que su estado es lamentable después de tantos días de huelga de hambre, y el gobierno de ZP otra vez sonreirá en las fotos con la dictadura marroquí. Claro que el tiro le puede salir por la culata porque los artistas que lo encumbraron ahora se le opondrán.

Yo me pregunto porque unas dictaduras no les gustan y otras si les parecen bien a todos los políticos, no solo los del PSOE. Y también me pregunto si habrá algún problema con el aire acondicionado en La Moncloa o con la recirculación del aire, porque en las segundas legislaturas a los gobernantes de este país se les va la cabeza bastante.
Publicar un comentario