martes, 23 de febrero de 2010

... y la doble moral escéptica

He dado con Maikelnai's Blog gracias a una cita de Luís Alfonso Gámez de Magonia. Parece ser que en Maikelnai's Blog son bastante combativos con las seudociencias. ¿Con todas? No, con las que no les dan dinero. Al entrar a leer el artículo que han publicado allí sobre el timo de las pulseras magnéticas Power Balance (y otras) me he encontrado con un buen artículo, pero con la mayor muestra de absurdo mercantilismo de la historia del blogging español. Al lado del artículo y encima de este aparecen dos sendas publicidades PAGADAS sobre sistemas similares basados en el engaño de la magnetoterapia.

Encima del artículo aparece publicidad de EFX-equilibrio "40% más potente que Power Balance" y a la derecha un banner a todo color del Club Natura promocionando su "estupendo" gadget magnetoterápico.

Se que se argumentará que es Google o quien sea quien metió esa publicidad ahí, al menos la de EFX, pero lo que es innegable es que Maikelnais's Blog se ha visto beneficiada y financiada por anuncios contrarios a lo que postula, y que debería y no lo hizo haber vigilado que publicidad aparecía en su página.

No lo hizo. ¿Fue negligencia? Ni idea, pero es que no se puede ser negligente con estos temas. ¿Puede asegurarme el señor Maikelnai's Blog que nadie ha hecho click en el banner de Club Natura? ¿Puede asegurarme que nadie de los que han hecho click ha comprado el susodicho aparato? ¿Verdad que no?

Entonces ha contribuido con su publicidad a extender el timo de la magnetoterápia, tanto en forma de pulseras como en forma de aparatitos maravillosos.

Por si quita la publicidad, si es que tiene verguenza, pongo a parte del enlace una imagen captura de pantalla que saqué en el momento en el que yo entré.

Esto es el enlace: Maikelnai's Blog sobre las pulseras Power Balance

Y esto es la captura de pantalla que yo saqué (si se hace click en la imagen se ve más grande):


Hay que vigilar que, inadvertidamente o no, no extendamos las seudociencias en este oscuro siglo XXI.

Publicar un comentario en la entrada